Porqué debes tener tu porfolio de modelaje impreso

Hoy en día se están volviendo a llevar los portafolios físicos, y aquí entramos en otro mundo, ni la superimpresora que tienes en casa, ni las máquinas de revelado de los centros comerciales, ni las webs de revelado online pueden igualar a la calidad de un buen laboratorio fotográfico y su precio no creas que será mucho mayor, si que será más caro pero merecerá la pena, cuando lo tengas entre tus manos notarás la diferencia.

Por un lado tenemos la calidad del papel, la calidad de las tintas usadas, la calidad de la óptica y de la iluminación usada para la sesión, en resumen la calidad de los materiales usados es donde radica la diferencia.

Si tu intención es diferenciarte de la mayorías de modelos de tu zona, tienes que ofrecer algo que ellos no hacen, y el enviar porfolios impresos a las agencias puede ser muy buena idea.

Portafolio-impreso

Mover mucho las redes sociales, está muy bien, pero en la mayoría de ocasiones no es suficiente para que te contraten, tendrás multitud de eventos donde te invitarán a participar (desde desfiles de moda, fiestas o exposiciones, hasta charlas de uno u otro diseñador de mucho renombre), pero la cuestión es que no te servirá para conseguir trabajos remunerados. Tu portafolio como modelo si.

Pero antes de que te eches las manos a la cabeza, pensando que tienes que invertir mucho dinero en portafolios para enviarlos, te voy a recomendar una pequeña estrategia:

Hazte dos modelos de portafolios, uno bueno, económico y de pocas fotos que puedas enviar a las agencias de moda y de publicidad por correo certificado, con los enlaces a tus perfiles profesionales de modelo de las redes sociales, o de tu web propia, … a modo de curriculum, junto a una carta de presentación. Y por otro lado un buen portafolio con buena calidad, bien estructurado, y con una buena narrativa visual para llevar contigo cuando vallas a las entrevistas que te harán seguro porque les habrás llamado la atención.

Una buena idea es que el mismo por folio que envíes también lo tengas en formato pdf y que lo puedas mandar por mail a agencias que estén fuera de tu localidad o que se pueda descargárselo desde tu propia web si la tienes.

No te quiero engañar, vivir del modelare es muy difícil, pero lo que si existe es utilizar muchas técnicas diferentes para diferenciarte de tanta competencia que hay en las redes sociales, que desde han aparecido todo el mundo es periodista, fotógrafo, o modelo. Con muchos seguidores pero que a la hora de la verdad, a la hora del papel sus imágenes no valen para mas que esas redes sociales.

Por eso te animo a que pruebes, que dediques un pequeña parte de tu dinero a modo de inversión, los laboratorios fotográficos tienen muchos tipos de libros, no tienes que cogerte el más grande, pesado y caro, con que las fotos tengan un tamaño cómodo y agradable para la vista es suficiente, digamos unos veinte centímetros de ancho por treinta de alto, lo que viene a ser aproximadamente un folio, en mi humilde opinión es suficiente.

Impresión-porfolio

Cuando lo tengas asegúrate de mantenerlo al día, con las ultimas fotos que tengas y que merezcan la pena. Aunque no es necesario que incluyas los trabajos originales, sí que es aconsejable cuidar la presentación y ser un poco creativo con el diseño y la organización.

El hacer esto te ayudará a ser selectivo con las fotografías que tienes, por muchas que tengas en las redes sociales no todas valen a la hora de conseguir un trabajo. Las agencias buscarán un poco de todo, como es normal, pero son en las fotos de estudio donde se pararán a examinarlas más, pues la mayoría de los proyectos publicitarios son en estudio donde se realizan. Por una sencilla razón, en estudio no hay cambios de luz, no hay viento, ni espontáneos de ultima hora, … tienes la situación mas controlada que en exteriores.

Pero volviendo al tema del porfolio, es importante que prestes atención para que este siga un orden coherente acorde con la estética de las páginas, y que esté bien impreso y encuadernado, para transmitir sensación de cohesión y limpieza a quien lo visualice.

En definitiva, no hay unas reglas  estrictas de como tiene que ser tu portafolio, y el sentido común es el que predomina, por eso tienes que adelantarte a la competencia, invertir un poco en tu imagen como modelo, y ofrecer algo diferente a lo que hacen los demás.